EL LIBRO DE LOS ESPÍRITUS

Allan Kardec

Volver al menú
-Concíbese esto de los espíritus buenos; pero, ¿sucede lo mismo con los inferiores?

«Los espíritus inferiores tienen ocupaciones apropiadas a su naturaleza. ¿Confiáis al peón y al ignorante los trabajos del hombre de inteligencia?»